Alarma ante la dificultad en cubrir MIR 2024

by Admin
Alarma ante la dificultad en cubrir las plazas de residentes de medicina de familia del MIR 2024.

Alarma ante la dificultad en cubrir las plazas de residentes de medicina de familia del MIR 2024.

Han quedado libres 459 plazas, el doble que el año anterior. La falta de reconocimiento social de la especialidad, la falta de “glamour” de estos especialistas, junto con las condiciones económicas y la sobrecarga asistencial y sobre todo en ocasiones burocrática de la profesión se perfilan como algunas de las causas. Los jóvenes médicos de 2024 eligen especialidades con perspectivas económicas mejores. La dermatología y la cirugía plástica son las más rápidamente escogidas por los futuros especialistas.

La noticia coincide con la publicación en el último número de la prestigiosa revista British Medical Journal (BMJ) de otra noticia donde se anuncia una posible huelga de los colegas ingleses de los médicos de familia españoles. Los admirados General Practitioners ingleses tampoco están contentos con sus condiciones económicas y se plantean ir a la huelga por desacuerdos con la administración. En ese país los médicos de cabecera juegan un papel muy protagonista en el sistema sanitario y dirigen y gestionan sus propios consultorios que instalan por su cuenta. Pero en este momento, muchos se plantean cerrarlos por falta de viabilidad económica.

La atención primaria es la base del sistema sanitario. En un famoso editorial de Margaret Mc Cartney en la misma revista se decía que la profesión de médico de cabecera era el mejor trabajo del mundo por el privilegio que estos profesionales tenían de influir positivamente en la vida de la gente. Nos suelen impresionar los avances en técnicas quirúrgicas novedosas o en tratamiento sofisticados de enfermedades graves. Pero muchos de estos avances, siendo importantes, afectan a muy pocas personas y de una forma muy puntual. Cualquier cambio en la atención de los médicos de familia de un país pueden mejorar la vida de muchísima más gente y tener un impacto mucho mayor en la salud pública e incluso en la longevidad de la población. Pero lamentablemente son los hospitales los que tienen departamentos de comunicación que enfatizan sus investigaciones y sus resultados mientras que los avances en atención primaria tienen mucha menos repercusión en los medios, aunque la tengan en la vida de la gente.

Todo ello sin negar las dificultades que realmente padecen estos profesionales, que son muchas y que influyen en la falta de elección de esta especialidad. Habrá que ingeniárselas para dar mayor visibilidad, mayor reconocimiento económico y social y facilitar un trabajo de cualidad a estos especialistas ya que sin ellos la viabilidad de nuestro sistema sanitario estará muy comprometida.

BMJ 2024; 385:Q795

https://doi.org/10.1136/bmj-2022-072686

BMJ 2015;350:h1721

https://doi.org/10.1136/bmj.h1721

Te puede interesar...